Rentabilidad inversora y oportunidades de negocio entre Europa y Oriente Medio

La rentabilidad de los fondos de inversión líderes en España, las oportunidades de negocio en Oriente Medio y la sanción de la CE a Apple marcan el final de las vacaciones de verano.

En la última semana de agosto y primeros días de septiembre en Del Canto Chambers hemos tenido un pie en Europa y otro en Oriente Medio: fiscalidad, impuestos y negocios son los temas que nos han mantenido ocupados.

De esta manera, analizamos la evolución de la rentabilidad de los fondos de inversión más importantes de España. Así, la rentabilidad de los diez primeros fondos españoles supera el 20% y si nos centramos en los tres que coronan esa “tabla”, la cifra sube hasta casi rozar el 30%.

Sin embargo, la paradoja radica en que, pese a rentar a sus clientes privados rentabilidades tan altas no son los que más dinero atraen de los inversores debido a la competencia que ofrecen las entidades bancarias y al tradicional conservadurismo de los inversionistas españoles.

También nos centramos en la inminente nueva ola de juicios masivos contra la banca española por los fraudes cometidos durante la burbuja inmobiliaria. Los demandantes alegan una sentencia favorable del Tribunal Supremo que el pasado diciembre de 2015 condenó al Banco Sabadell (actual propietario de la antigua Caja de Ahorros del Mediterráneo) a indemnizar a una compradora por el dinero adelantado por una vivienda que nunca recibió.

Se estima que podrían estar afectadas hasta 600.000 personas, 180.000 de las cuales serían extranjeros (británicos y alemanes principalmente), mientras que las cantidades en concepto de indemnización que se podría reclamar a la banca sería de hasta 17.000 millones de euros. Otro caso reciente similar a este que ha afectado a la banca española es el de las cláusulas suelo de las hipotecas.

En cuanto a los impuestos, también tratamos la sanción de la Comisión Europea a la multinacional tecnológica Apple por el pago de impuestos atrasados con respecto a sus beneficios. Esta decisión, que se produce tras dos años de investigaciones lideradas por la comisaria de competencia Marghrete Vestager, impone una multa de 13.000 millones de euros a la icónica empresa de la manzana por unos acuerdos firmados entre 1991 y 2007 con Irlanda (considerados como ilegales y contrarios al mercado interior)  por los que la cantidad de impuestos a pagar por sus beneficios era muy reducida.

Las investigaciones que tanto Apple como otras grandes multinacionales están soportando por parte de autoridades europeas se enmarcan en el proyecto BEPS de lucha contra el fraude fiscal internacional, que desde 2013 auspicia la OCDE y que la Unión Europea está implementando mediante la promulgación de recientes normativas europeas como la Directiva 2016/1164.

Abandonamos Europa y viajamos a Oriente Medio: el pasado mayo, Arabia Saudí promulgó su nueva ley de sociedades con la que pretende no sólo modernizar su estructura empresarial sino atraer inversión extranjera a largo plazo. Esta nueva norma se encuadra en el proyecto del gobierno saudí de diversificar su economía y reducir su dependencia de los precios del petróleo.

Esta ley implica numerosos cambios para las empresas nacionales y extranjeras radicadas en Riad y también para las que a partir de ahora quieran establecerse. Por tanto, tendrán que adaptar sus estructuras, procesos y su gobernanza para cumplir con la nueva normativa. De esta manera Arabia Saudí reduce sus tradicionales complejidades administrativas y allana el camino para la entrada masiva de inversiones.

Una semana de viaje informativo entre Europa y Oriente Medio que nos ha marcado estos días de tregua veraniega, razón por la que esperamos encontraros el próximo viernes de nuevo en Del Canto Chambers tras la vorágine de la vuelta a casa.

Xavier Nova (@xavinova)
Director de Del Canto Chambers

No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.